En el paso 2, al seleccionar el tipo de lista de control que registras en eButterfly, encontrarás la frase “rastrear mariposas fue tu principal objetivo” en varias descripciones del protocolo. Este es un aspecto de suma importancia para la calidad de los datos en las observaciones de eButterfly, que podemos definir en un solo enunciado, con énfasis en las partes esenciales:

 “Cuando tu principal objetivo es el rastreo de mariposas, te esfuerzas por encontrar y registrar todas las mariposas a tu alrededor de la mejor manera posible”.

El rastreo u observación de mariposas como propósito primario (es decir, conseguir los datos con los cuales generar listas de registro completas) puede incluir un conteo por transecto mientras realizas una caminata por un sendero, o el conteo de todas las mariposas que se encuentren en un prado, situaciones que por lo general exigen que estés al aire libre, a pie y concentrando toda tu atención en las mariposas.

Cuando el rastreo de mariposas no es tu propósito principal, puede ocurrir que de pronto adviertas una mariposa interesante y quieras introducir ese único registro; pero será una situación en la que no hiciste ningún esfuerzo para rastrear y registrar a cabalidad las mariposas a tu alrededor. Por ejemplo, de pronto viste una monarca que pasó volando mientras asistías a un partido de beisbol o mientras trabajabas en el jardín durante el día viste casualmente varias mariposas que quieres registrar en una lista. De manera similar, una mariposa que cruza la carretera delante de ti o vista mientras conduces en la autopista no corresponde, por definición, a un caso en el que la observación de mariposas sea tu objetivo principal, simplemente porque no te encuentras en condiciones adecuadas para centrar tu atención en buscar todas las mariposas a tu alrededor (por ejemplo, no podrías detectar las mariposas saltarinas pequeñas). El punto clave es que se trata de situaciones en las que no se realiza o no es posible realizar un esfuerzo concertado para encontrar y registrar todas las mariposas.

En ocasiones, lo que habría sido sólo una observación incidental puede convertirse en una o más listas de registro de avistamiento, si decides poner un poco de esfuerzo y anotar los datos pertinentes. Por ejemplo, una mariposa almirante blanco (Limenitis arthemis arthemis) aterriza en el sendero delante de ti y entonces, en lugar de limitarte a registrar esa observación incidental, decides contar todas las mariposas que encuentres mientras caminas 500 metros en 20 minutos, ahora sí ya con el propósito principal de rastrear mariposas; de esta manera, estarás convirtiendo tu recorrido en un conteo por transecto. Si bien estos conteos en trayectos son mejores cuando se realizan como resultado de una decisión planeada —y no impulsados por haber visto casualmente una mariposa—, lo cierto es que siempre serán mejores que una mera observación incidental.